18.9.09

El èxito de las cabronas ...







Determinada mujer cayò vìctima de los libros de autoayuda.

Como tenìa diversos conflictos matrimoniales, para tratar de superarlos,empezò a leer los ùltimos betsellers de superaciòn, como un modo de alcanzar la salud espiritual.

Pronto supo que amaba demasiado,en verdad,demasiado, y empezò a tomar nota de las zonas erròneas de su marido,ya que por ser ella de Venus,era su asertivo derecho.

Luego,despuès de pegarle algunos gritos desesperados,las cosas le empezaron a mejorar.

Le diò por amedrentar a los ratones de la casa como ensayo:
los habìa atrapado y los mantenìa en posiciones raras para torturarlos.
Es que querìa saber quien de ellos,y porque fregados, se habìan llevado su queso,porque hay de aquèl que se metiera con las cosas de su propiedad privada.

Aunque se sintiò mucho mejor,y por fìn pudo respirar durante sus acostumbrados soponcios,debido a que se quitò su armadura oxidada,descubriendo que debido a ella,es que se le iba el aire.

Con el tiempo,la mujer se volviò autosuficiente y segura de sì misma, asì que atò al marido junto a los ratones,y lo obligò a base de tortazos con la manopla de su armadura oxidada,a buscarle el punto ge y exìgièndole,sobre todo, un ferrari rojo...

El marido no pudo màs,y cuando por fin el hombre,que era de Marte,decidiò develar el secreto,èste estaba tan gastado de haber sido tanto tiempo secreto,que al cogerlo en sus manos,se le deshizo en polvo.
Una ràfaga de viento se llevo el polvo aquèl, y el pobre hombre,desposeìdo por completo,ya ni siquiera con un secreto que llevarse a la tumba, falleciò.

Ahora la mujer agradece a dios el favor de que la haya hecho viuda,por fin,y alcanzò la felicidad permanente y el èxito completo,lo que demuestra el porquè los hombres de Marte aman a las cabronas...

No hay comentarios:

Publicar un comentario