2.2.10

Cafè...por favor...


La moneda cayò pesada en la charolilla con un sonido sordo. Un tintineo que resonò irritante en las entrañas de la màquina. Tras aceptar el importe y con el quejumbroso fastidio que comporta la rutina, se despertò de su letargo temporal maldiciendo una vez màs el sòrdido rincòn del bar de mala muerte donde estaba y detestando,sobre todo, aquel ruido irritante que la obligaba a ponerse en marcha, y comenzò a mover los primeros mecanismos para atender a la peticiòn:
Un cafè solo.
Una cosa que la molestaba era la falta de educaciòn.
La habìan programado para servir cafè barato y cacao con sabor a caucho sin quejarse en absoluto por tan farragosa tarea, haciendo de tripas corazòn para soportar los tremendos golpes de usuarios insatisfechos con tendencias violentas, pero no aceptaba el hecho de que nadie se dignara a pedir las cosas por favor. Introducìan las monedas en la ranura y pulsaban el botòn. Luego recogìan su cafè y se alejaban haciendo ascos y con cara de mala leche.
Ni buenos dìas.
Abriò el depòsito y una dosis de cafè molido cayò hasta el filtro, que luego prensò levemente. Colocò un vaso frente a la compuerta en el soporte de entrega, y comenzò a calentar el agua.
Se preguntaba si algún día, cuando las máquinas estuvieran perfectamente dotadas para interactuar con los humanos, estos llegarían a ser respetuosos con ellas. Probablemente no, pues un comportamiento claramente despreciativo por algo limitado es inherente a la naturaleza humana…
Asì, sin encontrar una salida clara a sus pesares, decidiò empuñar las armas de que disponìa y rebelarse contra el opresor. Elevò la temperatura del agua al doble y la hizo pasar por el filtro, vertiendo en el vaso un cafè con el mismo sabor de siempre pero mucho màs calientito...
Habìa solicitado azùcar, asì que sirviò un terroncito y entregò el cafè.
Iba a lanzar una cucharilla, uno de esos palitos de plàstico con agujeros, pero se lo pensò mejor.
Que lo moviera con el pene.
Asì sabrìa lo que es tenerlo escaldado y otro dìa pedirìa el jodido cafè con un "por favor"...

No hay comentarios:

Publicar un comentario