15.4.10

El mal Genio...



El Genio frotó la lámpara, y yo salí despedida por la abertura, liberada de mi prisión de quinientos años.
Él, cansado de ser esclavo de tantos avaros impertinentes y pedantes durante tantos siglos pretendió conseguir un genio personal para satisfacer todos sus caprichos. Pretendía esclavizarme para hacerme pagar a mi, por toda aquella servidumbre a la desgraciada burguesìa, que representaba su vida.
Por eso me había encerrado; para usarme en cuanto tuviera oportunidad, para desahogarse conmigo de su servil e infeliz vida de genio.
Al verme fuera de la làmpara,el genio exigiò malhumorado, que le concediera su primer deseo.
Y al instante, complaciente, le dije:

-Vale,genio...estoy esperando, dime ya cual es tu tercer deseo.

-Pero, Cómo que el tercer deseo?-reclamò el genio,extrañado- Y que pasa con los dos primeros?.

-Tu segundo deseo fue olvidar todo lo que sabìas desde el instante mismo en el que me pediste el primer deseo-le aclarè.

-Cómo?.exclamò indignado-Me cago en la làmpara!...porqué un genio tan listo como yo,iba a desear semejante cosa? Yo quiero conocer...

-Si-le expliquè serenàndolo-lo mismo te preguntè yo cuando me pediste esos dos deseos,pero tu me dijiste que eso sòlo un ser tan inteligente como tu podrìa entenderlo...

-Está bien!-dijo el genio satisfecho de ser tan listillo- mi tercer deseo es recordar todo lo que he olvidado, todo lo que alguna vez haya sabido y ahora se me haya olvidado...

-O sea...quieres volver al orìgen? Vaale...

Y entonces el genio desaparecio dentro de la làmpara,entre una nube de humo azulado,recordando que lo suyo era ver el mundo desde la abertura de una lamparilla sin pilas ...

No hay comentarios:

Publicar un comentario