20.7.11

La deuda...



Se equivocó de estación.
El azar hizo posible su encuentro durante aquél invierno.
Luego, actos de planificado engaño a lo largo de los años dieron como resultado un ahogo insoportable. Desde entonces dejó de viajar y, haciéndose el tonto, se equivocó en todo lo demás.
Ella entonces,botó sus discos punk.
Él, sus revistas de macramé y recetas de cocina.
Dejaron de procurarse las cosas que cada cual amaba.
Así, ahorraron y mandaron a sus hijos a Europa.y jamás regresaron.
Empezaron entonces a leer betsellers de autorrealización: "La comunicación es la base del amor" aprendieron. Tarde.
Y su sistemática expoliación sólo les dejó rencor.
Y una enorme deuda ontológica...

No hay comentarios:

Publicar un comentario