10.10.11

La mariposa y la tormenta...










Idealistas, lo eran.
Y atormentados...
Apostaron al caos.
Les tomó algún tiempo hacer que el aleteo de una mariposa en los bosques de Quebec pudiera desatar una tormenta en el Mediterráneo...
Dos alas tenía su mariposa, dos partículas apareadas, ubicadas en las antípodas del mundo.
Y tenían también una sola tormenta, con un tornado de fuego capaz de incendiar todo el planeta ...


No hay comentarios:

Publicar un comentario