22.10.11

Me miraste...










Me miraste
cuando yo era
una exiliada,
tú me miraste así,
cuando estaba sin nadie.
Cuando pensé morir
me miraste,
y eso fue
para mí
como volver a casa:
aquella noche
tú me invitaste a entrar
y entonces me miraste...



No hay comentarios:

Publicar un comentario