22.10.11

Un dios sin sentido común...



Era un dios menor, uno que se ocupaba de las pequeñas rarezas: perlas negras,estrellas de mar o hipocampos translúcidos. Su trabajo era delicado y por eso necesitaba el sentido común. Así que, cuando ese dios creó la sirena, creó la incredulidad...



No hay comentarios:

Publicar un comentario