15.11.12

Balada del otoño...


El otoño es sencillo:
 restituye la luz
a su límite más puro,
mezcla presencia y olvido en el corazón de los tristes
y nos incita quietamente a la ternura.
El verano  holgò entre los àrboles
y ahora los caminos son hùmedos  y frios
y el ladrido de los perros por la noche
es temiblemente próximo.
Volveremos a la perdida intimidad
y los viejos libros de siempre,
como quien vuelve de nuevo a la casa del padre,
algo menos puros
pero quien sabe si algo más dóciles
 al mensaje humilde de la vida...

No hay comentarios:

Publicar un comentario